Arquetipos gastronómicos: La Guerrera

Este post forma parte de la sección Arquetipos gastronómicos. En esta tercera entrega, descubriremos el gastroarquetipo de La Guerrera, una energía luchadora, perseverante y competitiva que quizás también esté presente en tu proyecto. ¿Te atreves a averiguarlo?

 

Blog_ Gastroarquetipo | LA GUERRERA

 

La Guerrera en 5+1 bocados

Tanto si posiciones tu marca con este arquetipo gastronómico, como si no, La Guerrera tiene un mensaje para ti. Y es que su misión es mostrarte de lo que eres capaz. También ayudarte a trabajar en tu poderío, perseverancia y coraje.

Te cuento:

Desde la perspectiva del arquetipo de La Guerrera, todo proyecto gastronómico debe dar respuestas a:

  • Un reto: «La hostelería no puede funcionar como funcionaba».
    • Respuesta: toman fuerza el delivery y el take away con la idea de ofrecer experiencias en casa.
  • Competencias a desarrollar: «Si quiero hacer pan en casa, tengo que aprender a hacer masa madre».
    • Respuesta: creamos cursos monográficos para principiantes.
  • Enemigos a batir: «Me cuesta comer bien todos los días».
    • Respuesta: creamos una membresía con recetas fáciles para cada día y una comunidad en la que las personas se empoderan las unas a las otras.

 

Como ves, cada idea está en lucha con algo:

  • Un modelo de negocio que pide cambios.
  • Habilidades que toca desarrollar.
  • Obstáculos que pueden impedir llegar a la meta.

 

Pero, ¿cómo llevarte todo esto a tu terreno?

Si quieres indagar en tu propia marca y encontrar los aspectos en los que merece la pena estar en pie de guerra, prueba a hacer una pequeña meditación para invocar a La Guerrera.

Se trata de un ejercicio sencillo que te ayudará a aclarar tus ideas. Intenta completar las siguientes frases:

  • Mi principal reto en estos momentos es…
  • Para encararlo, necesito desarrollar la habilidad de…
  • Por eso, ha llegado el momento de trabajar en…

 

Va, te pongo un ejemplo. Imaginemos que tienes una barbaridad de ideas gastronómicas, pero no terminas de darles forma para convertirlas en un proyecto que te de alegrías (una escuela online, un conjunto de servicios apetecibles, programas de consultoría a medida,…).

Tus frases podrían quedar, por ejemplo, así:

  • Mi principal reto en estos momentos es convertir mis ideas en algo tangible. En servicios que me encante vender y a la gente le encante comprar.
  • Para encararlo, necesito desarrollar la habilidad de empatía: entender qué quiero yo y cómo puede eso servirle a los demás.
  • Por eso, ha llegado el momento de trabajar en mi enfoque creativo.

 

Ahora te toca a ti. Coge papel y boli y ¡a escribir! (y si quieres compartirlo conmigo en comentarios o escribiéndome un mail, soy toda ojos 😉 ).

Bien, ahora conozcamos a La Guerrera un poquito más a través de 5 + 1 bocados:

Motivación de la La Guerrera

La Guerrera aparece cuando detecta un ataque. Toca enfrentarte a un reto para el que necesitas ponerte a prueba, desarrollar habilidades y enfrentarte a «enemigos». El ataque puede ser a tu sistema inmunitario (necesito comer más frutas y verduras), a tu forma de ver el mundo (necesito crear un proyecto gastronómico que me permita vivir como quiero y no como mi trabajo actual me obliga a vivir), a tu digestión (necesito dejar el gluten)...

Sea lo que sea, la situación es insostenible. Hay que hacer algo al respecto.

Como ves, La Guerrera tiene una esencia combativaPero recuerda que hay muchas formas de luchar. A veces, la lucha es visible (cuando una persona decide dejar el gluten y cambia toda su dieta), pero a veces la lucha es invisible (cuando una persona lucha contra sus propios fantasmas: la pereza, el miedo, la desconfianza…).

 

Gastrocreativas y gastrocreativos Guerreros

Si te traes un proyecto gastronómico entre manos, puede que La Guerrera ya te haya visitado. Su presencia es de gran ayuda para sacar a la luz qué hacer si quieres alcanzar tu meta:

  • Habilidades en las que trabajar.
  • Enemigos que combatir.

 

En caso de que te hayas sumergido en su mundo sentirás que:

  • Eres una auténtica luchadora o luchador. Sabes que el camino no será fácil, pero vas a pelear para alcanzar los objetivos que te has propuesto.
  • Eres combativa o combativo y te atraen los imaginarios bélicos, los entornos competitivos y las imágenes de tormenta, lluvia y fuego.
  • Cuando te pones cierta ropa (quizás tu uniforme, si lo tienes) o entras en contacto con herramientas de trabajo (tu cuchillo, tu cámara, tu teclado…), sientes que todo está listo para la batalla.

 

Audiencias Guerreras

Reconocerás que La Guerrera es uno de los gastroarquetipos que da forma a una audiencia, target o público objetivo por estas características:

  • Son personas que necesitan saber que la marca los empodera para alcanzar sus metas.
  • Les encantan los contenidos (redes, blog, newsletter podcast, etc.) que desprenden discursos bélicos («la lucha/batalla por…», «batir a nuestro enemigo», «tener el coraje de…»).
  • Conectan con frases que invitan a superarse y con figuras que recuerdan a soldados, ninjas o guerreros.

 

Comensales Guerreros

Los reconocerás por estas características:

  • Tienen un gran enemigo: el azúcar, las grasas, el gluten, la carne… Descubre cuál es y todo irá sobre ruedas.
  • Interactúan involucrándote en su lucha o con empatía hacia una lucha común.
  • Se sienten atraídas por copys con recuerdos bélicos que los sumergen en un campo de batalla narrativo («¡Lo hemos conseguido! El 100% de nuestra carta es km 0»).

 

Restaurantes Guerreros

Si detectas algunas de estas ideas en tu restaurante favorito, no lo dudes, al menos uno de sus gastroarquetipos es La Guerrera:

  • Su carta ofrece propuestas que combaten un enemigo. ¿Un sistema alimentario obsoleto?, ¿las grasas saturadas?, ¿los sabores estandarizados? Encontrar su enemigo te ayudará a entender cómo interpretan a La Guerrera.
  • El copy refleja un manifiesto claro que diferencia lo que «está bien» de lo que «está mal».
  • El entorno recuerda a un club, trinchera o bufé de «armas» en el que coger fuerzas para la batalla.

 

Ejemplo de marcas con la energía de La Guerrera

Y ahora, vamos a por algunos clichés para ver con claridad de qué va el mood de La Guerrera:

 

La Guerrera_ejemplos de marcas gastronómicas

 

El camino creativo de La Guerrera: evolución de marca

También La Guerrera hace su propio camino de la gastrónoma o gastrocreativa. Esta es su historia:

LA GUERRERA CALLING

La Guerrera que llevas dentro se despierta como respuesta a un sentimiento de ataque, abuso o reto. Alguien o algo necesita ser defendido.

PRIMERA ETAPA

Miras a tu alrededor. Te das cuenta de que, tal cual está plateado todo, existe la posibilidad de que suceda «un ataque». Hay que revisar límites y fronteras, hay que poder defenderse y para eso hay que desarrollar una serie de habilidades y competencias.

SEGUNDA ETAPA

Vaya, resulta que todos estamos en el mismo barco. Ya no luchas solo por ti, ahora luchas por tu entorno, comunidad, gremio o empresa.

TERCERA ETAPA

Entonces, usas tus fortalezas, tu coraje y tus competencias para luchar por algo significativo para ti y para el mundo que te rodea.

Conclusiones sobre La Guerrera en gastronomía

La energía de La Guerrera nos habla de la búsqueda de cambio, mejora y justicia a través del desarrollo de habilidades o competencias.

Como le sucede a todos los gastroarquetipos, el cambio al principio parece que debe suceder fuera, es un «yo contra el mundo». Pero finalmente, cuando esta energía se transforma, la lucha sucede en el interior y en pos de algo más grande que el beneficio propio.

Y es que, una vez definidos bien nuestros propios límites y fronteras, una vez fortalecidas nuestras habilidades… podemos luchar por algo más grande y todo cambia.

 

Si quieres descubrir una introducción a mi idea de los Arquetipos Gastronómicos, te invito a suscribirte a la Pepaletter. Podrás descargarte gratis el cuadernillo. Es aquí.

Pepa Cartini
hola@pepacartini.com

¡Hola, soy Pepa! Escribo, te acompaño y creo contenidos para que tu experiencia como gastrocreativa o gastrocreativo sea una pizca más auténtica, consciente y divertida.

Me encantaría leer un mensaje tuyo

Escribir un comentario

Invito a una ronda de ideas cada domingo.
¿Te apuntas?